Revolucionando los acabados metálicos: Dominio de las técnicas de recubrimiento en polvo sobre metal

Técnicas de revestimiento de polvo en metal

El revestimiento de polvo en metal puede revolucionar la apariencia y sensación de un proyecto. Además, proporciona una protección duradera contra el desgaste, la corrosión y los daños.

Siga explorando este blog para descubrir ideas clave para dominar las técnicas de revestimiento de polvo. La información sobre los tipos de materiales involucrados, el equipo necesario para una aplicación efectiva y las ventajas del revestimiento de polvo sobre la pintura le será muy útil.

¿Cuáles son los materiales para el revestimiento de polvo?

Revestimiento de Polvo

Los materiales para el revestimiento de polvo incluyen polvos de poliéster, epoxi y híbridos. También participan agentes de curado y aditivos. Cuando se calientan a una cierta temperatura, estos compuestos se fusionan en una película continua sobre la superficie metálica.

El revestimiento de polvo en metal produce recubrimientos extremadamente duraderos, incluso en aplicaciones al aire libre.

Los sistemas de resina incluyen epoxi, acrílico, vinilo o poliéster, por nombrar algunos. Ciertos productos químicos de pretratamiento pueden ser utilizados como proceso final para algunas aplicaciones.

Materiales para el Revestimiento de Polvo – Tipos

Tipos de Materiales para Revestimiento de Polvo

Cada tipo disponible en el mercado ofrece propiedades, características y beneficios variables para una variedad de acabados metálicos. Los tipos de revestimiento en polvo sobre metal se enumeran a continuación.

Polvos Termoestables:

Los recubrimientos en polvo son relativamente fáciles de usar y ofrecen una excelente resistencia a los elementos ambientales.

Los polvos termoestables son el tipo de recubrimiento en polvo más ampliamente utilizado. Sus características incluyen resistencia al calor, protección UV y alta durabilidad. Los polvos termoestables suelen ser más caros. Sin embargo, duran más tiempo y proporcionan un acabado uniforme.

Polvos Termoplásticos:

Los polvos termoplásticos son generalmente menos costosos y se pueden utilizar para aplicaciones en interiores y exteriores.

Aunque los recubrimientos termoestables los superan, los recubrimientos termoplásticos pueden no ser tan duraderos y resistentes, lo que resulta en un rendimiento deficiente en climas adversos o exposición a los rayos UV.

Se dispone de diferentes tipos de polvos termoplásticos que vienen en varios colores, niveles de brillo y texturas.

Propiedad Polvos Termoestables Polvos Termoplásticos
Facilidad de uso Fácil de usar Fácil de usar
Resistencia Excelente resistencia medioambiental y mecánica Superior resistencia a la corrosión y químicos
Durabilidad Alta durabilidad, resistencia al calor y protección UV Menor durabilidad y robustez
Precio Generalmente más caros Generalmente menos costosos
Acabado Acabado uniforme y resistente Acabado más suave
Aplicaciones Aplicaciones en interiores y exteriores Aplicaciones en interiores y exteriores
Rendimiento en condiciones adversas Mejor rendimiento en climas adversos y exposición a los rayos UV No tan bueno como los recubrimientos termoestables
Variedad Disponibles en varios colores, niveles de brillo y texturas Disponibles en varios colores, niveles de brillo y texturas

Comparación de Termoestables y Termoplásticos

Equipo y Herramientas para el Revestimiento de Polvo

Herramientas para Revestimiento de Polvo

La desventaja de los recubrimientos en polvo puede hacerte enloquecer. Aprender sobre los tipos de equipos utilizados para el revestimiento de polvo en metal le ayudará a decidir en qué piezas invertir. A continuación se detalla un desglose del kit y las herramientas para el revestimiento en polvo:

Pistola de Revestimiento de Polvo

Es posible realizar una aplicación fácil con recubrimientos uniformemente distribuidos con esta pistola. Se evitan carreras o bultos en un producto terminado. A diferencia de los métodos tradicionales, solo se requiere un pase. No se necesita compresor de aire. Tener la pistola adecuada es esencial para obtener resultados de grado profesional.

Horno de Curado

Se forma un acabado ultra resistente que resiste bien la fuerza, la abrasión y la exposición a productos químicos según sea necesario. Calentar y enfriar adecuadamente las piezas recubiertas de polvo son los pasos más importantes en cualquier proceso de acabado exitoso.

Por lo tanto, es mejor invertir en un horno de curado con capacidades de control de temperatura digitalmente ajustables. Otros tipos pueden no funcionar de manera efectiva en acabados superficiales de metal.

Es deseable una característica de precalentamiento rápido y eficiente. Además, un modelo de alta tecnología a menudo se puede integrar con soluciones de automatización.

Cabina de Polvo

Elija una cabina de polvo que proporcione un proceso de iteración eficiente para garantizar la calidad del producto y la uniformidad entre cada aplicación en superficies de metal.

Además, debería permitir al usuario cumplir con precisión los requisitos de acabado de manera rápida y efectiva para minimizar el desperdicio con polvos, colores y capas.

La cabina de pulverización es un elemento crítico para proporcionar recubrimientos que cumplen con las normas de seguridad. Invierta sabiamente en una cabina diseñada para aplicaciones especiales de polvo que a menudo vienen equipadas con sistemas de filtro eficientes. Los filtros de alta eficiencia ofrecen un rendimiento superior durante un largo período de tiempo.

Sistema de Aire Comprimido

Un sistema de aire comprimido es necesario para operaciones de revestimiento de polvo libres de polvo y consistentes en metal. Típicamente, consta de un pre-filtro/separator opcional; dos tanques de presión NEMA aprobados (receptores).

Estos tanques deben ser capaces de 30 SCFM más de la capacidad de llenado por bomba a 100 pies de manguera activa. Se necesita un compresor de tornillo alimentado por gas. Los sistemas de aire comprimido también ayudan con problemas de humedad y aceite que reducen los problemas de adherencia del polvo.

Sin mencionar, el sistema promueve capacidades de enfriamiento en la transferencia de pinturas o superficies metálicas para recubrimientos más suaves en múltiples áreas de proyectos rápidamente.

Equipo de Conexión a Tierra

Para adherir mejor pinturas electrostáticas y soluciones de recubrimiento al metal, es necesario conectar correctamente la pistola de pulverización a tierra. La inversión en un equipo de conexión a tierra confiable, como un conjunto de artillería, permite a los usuarios aplicar una capa uniforme más rápidamente.

Al utilizar menos polvo que las opciones manuales solas, pueden eliminar eficazmente puntos de tracción no deseados en todo el producto terminado.

Estos problemas pueden surgir debido a montajes incorrectos o partes colocadas al azar. Estos pueden interferir con la cobertura y el uso de la pintura.

Cama Fluidizada (Opcional)

Las camas fluidizadoras son piezas opcionales de equipos de revestimiento en polvo. Por lo general, se encuentran en operaciones de producción donde existe la necesidad de recubrir grandes cantidades de objetos de diversos tamaños.

Las camas fluidizadoras crean acabados uniformes en todas las formas y superficies con menos energía en comparación con lo que requeriría una pistola de aplicación electrostática, ofreciendo un enfoque más eficiente para lograr los resultados deseados.

Bueno, la ventaja de su capacidad para ofrecer el mismo acabado de calidad radica en que es cierto independientemente del tipo o forma de objeto que se utilice.

Se integra fácilmente en operaciones actuales, la cama fluidizada ofrece un enfoque profesional para tratar superficies de metal de cualquier tipo.

Más importante aún, proporciona resistencia al desgaste uniforme y consistencia en el color.

Seleccionar el Revestimiento en Polvo Adecuado para su Proyecto

Pasos del Revestimiento de Polvo

Ahora que está al tanto de lo que es el Revestimiento en Polvo, el siguiente paso a considerar implica seleccionar un revestimiento en polvo para su proyecto:

Evaluación del Entorno:

Dependiendo de dónde instalará o mantendrá un elemento, ciertos polvos pueden no ser adecuados.

Debido a entornos potencialmente corrosivos y/o variaciones de temperatura, factores como estos podrían dañar el acabado con el tiempo.

Considere si el artículo necesita resistir temperaturas altas y climas fríos. La mayoría de los revestimientos en polvo tienen una temperatura de servicio en seco de hasta 300°F.

Algunas formulaciones ofrecen una mayor resistencia al calor de hasta 500° F. Considerar el entorno en el que se mantendrá o se usará su proyecto debe ser una prioridad. Seleccione su material de recubrimiento en consecuencia.

Elegir el Tipo Adecuado:

Ahora, el siguiente paso es determinar si los polvos termoestables son los mejores para usted. Los polvos termoplásticos tienen más sentido para proteger y pintar aluminio o escaleras de piscina.

Los acabados con recubrimiento en polvo de poliéster TGIC resistente al calor son excelentes opciones para áreas de alta temperatura, como cerca de la estufa de la cocina. El recubrimiento seco textil, un proceso utilizado para hacer que los palos de golf parezcan duraderos y brillantes, ofrece muchas opciones a considerar.

Determinar el Grosor del Revestimiento:

Medido en mils o micrones, el grosor del recubrimiento depende del sustrato sobre el que se está aplicando el recubrimiento en polvo. La cobertura de área y los requisitos de protección para diferentes piezas deben considerarse al seleccionar la relación de grosor por pieza.

Para uso de aplicación, elija la cantidad más adecuada teniendo en cuenta los factores de costos. Para evitar perder tiempo en el recubrimiento excesivo o insuficiente, debe consultar a un profesional sobre el mejor enfoque.

La cobertura completa y la protección se pueden lograr con 60 a 80 micrones. Las piezas de automóviles o marcos grandes requieren de 120 a 200 micrones, haciéndolos resistentes a los daños comunes en áreas expuestas al aire libre.

Considerar el Color y Acabado:

El color elegido determina la apariencia del artículo terminado, así que elija con cuidado. Considere la coordinación de tono con otros elementos y el entorno circundante.

Hay disponibles muchos colores y tipos de acabados diferentes, como el negro mate para un aspecto no reflectante o acabados coloridos brillantes que atraen la atención desde lejos.

Al cambiar el color de un objeto, considere la dificultad de eliminar los recubrimientos en polvo anteriores antes de reaplicar otros.

La eliminación incorrecta puede dañar permanentemente su artículo, lo que posiblemente requiera reemplazo con piezas completamente nuevas en lugar de realizar pequeños ajustes. Pueden surgir costos mayores en términos de tiempo y dinero si no se tiene el cuidado adecuado.

Evaluar los Requisitos de pretratamiento:

Relacionado con el sustrato sobre el que está aplicando el recubrimiento en polvo y su estado. Considere si hay piezas móviles que deben incorporarse durante el pretratamiento. Ejemplos incluyen desengrasar con un limpiador de solvente y utilizar un proyector de medios abrasivos.

Elimine cualquier residuo de superficie sucia que pueda afectar el producto terminado. La limpieza electrostática antes de la aplicación ayuda a que las partículas se adhieran más fácilmente al artículo.

Finalmente, es necesario chorrear las capas superiores resistentes a los rayos UV antes del proceso de curado. La radiación ultravioleta puede degradar el acabado con exposición prolongada al aire libre, así que protéjalo adecuadamente.

Elegir el Método de Aplicación:

Su proyecto y su tamaño determinarán el equipo necesario para aplicar recubrimientos en polvo. Un sistema de pulverización electrostática puede acelerar la carga de partículas sobre la superficie. Logre una apariencia súper brillante que sea uniforme en todo momento con aplicadores de mano o unidades robóticas.

Determine las necesidades técnicas de aplicación durante la etapa de planificación. Los sistemas de pulverización sin aire pueden ser excelentes opciones, ya que aplican capas más gruesas de recubrimientos.

Todos estos recubrimientos son ultra duraderos y altamente resistentes a elementos corrosivos como el agua, la sal o los compuestos ácidos.

Pueden ocurrir daños si no se preparan y realizan correctamente dentro de un corto período de uso. Considere la preparación y la instalación adecuadas para garantizar la durabilidad.

Considerar Compensaciones entre Costo y Rendimiento:

Depende del entorno en el que se usará su proyecto después del recubrimiento en polvo. Los revestimientos termoplásticos son necesarios para el aluminio o las escaleras de la

Curado Ultravioleta (UV):

Utilizando rayos UV, esta técnica puede crear un proceso de recubrimiento en polvo de secado rápido, y puede ser más eficiente en energía que las lámparas infrarrojas según su intensidad y longitudes de onda utilizadas.
El procesamiento para lotes de producción cortos y plazos ajustados es un enfoque efectivo. La radiación ultravioleta no tiene problemas con la pérdida de calor.
Otros métodos podrían experimentar problemas cuando se exponen a temperaturas extremas o a inconsistencias en el flujo de aire.
Recuerde, siempre verifique que su aditivo o polvo de resina de poliéster sean compatibles y estén probados antes de usarlos.

Control de Calidad e Inspección:

Enfoque en el control de calidad e inspección como el paso final en cualquier proyecto exitoso para asegurar una cobertura completa y resultados satisfactorios en todas las piezas recubiertas. Puede ocurrir un detenimiento del curado debido a condiciones ambientales durante el proceso.
Cualquier área que necesite retoques puede ser adicionada en esta etapa. Asegúrese de que cumplan con los estándares intrínsecos establecidos por objetivos individuales o del proyecto. Al completar, realice una inspección final de las piezas en busca de cualquier defecto.

Principales Ventajas del Recubrimiento en Polvo sobre Metal!

Comprender las ventajas del recubrimiento en polvo puede ayudarlo a determinar su idoneidad para su proyecto.

· Durabilidad

Los recubrimientos en polvo proporcionan una resistencia excepcional al desgaste y a los arañazos, lo que los hace ideales para un uso a largo plazo en piezas de metal, ya que se adhieren directamente a las superficies sin necesidad de imprimación.
Los acabados protectores han demostrado ser muy duraderos en condiciones climáticas adversas.
Cuando se compara recubrimiento en polvo vs pintura, los recubrimientos en polvo duran hasta cuatro veces más. La mayoría de los acabados pueden durar hasta 10 años.

· Beneficios Ambientales

Utilizando menos COVs, el recubrimiento en polvo no solo previene que productos químicos peligrosos se filtren al suelo, sino que también protege contra la contaminación de fuentes de agua y áreas cercanas.
No se produce residuos peligrosos durante la aplicación.
Todos los materiales que no se adhieren permanecen en forma seca durante la transferencia entre piezas. No se requiere manipulación adicional después de la aplicación.

· Costo-Efectividad

El recubrimiento en polvo cuesta menos que los métodos tradicionales de recubrimiento, como la pintura líquida y el electrochapado.
La limpieza mínima o los pasos de tratamiento post-producción ahorran tiempo y mano de obra durante la aplicación. Su naturaleza duradera significa que puede durar de tres a cuatro veces más.
Este factor marca una diferencia significativa en términos de costos de reparación/reemplazo a largo plazo, destacando su importancia para su consideración.
Los recubrimientos en polvo resisten astillamientos y daños menores, lo que ayuda a reducir los costos de reparación.

· Estética

Los recubrimientos en polvo vienen en una amplia gama de colores, texturas y acabados. Diferentes características de brillo le permiten crear efectos vibrantes en superficies de metal.
Es posible cambiar el aspecto de piezas anticuadas. Se proporciona una protección mejorada contra la corrosión durante largos periodos. Los entusiastas del automóvil utilizan cada vez más este método para personalizar sus vehículos.

· Versatilidad y Química

El recubrimiento en polvo es un material altamente versátil. Puede lograr cualquier acabado deseado para piezas de metal, desde mate hasta completamente satinado o brillante. No es necesario sacrificar la protección de calidad contra el desgaste. Los periodos prolongados de uso no son un problema.
Las propiedades de resistencia permiten técnicas de aplicación a altas temperaturas. La resistencia se preserva incluso en condiciones climáticas extremas. Los elementos exteriores, como bicicletas y botes de basura, se benefician de esta elección.

· Resistencia a Químicos

El recubrimiento en polvo está formulado para resistir la corrosión de productos químicos. Se proporciona resistencia contra daños por agua.
El ácido de batería, los fertilizantes y el combustible de avión no son un problema para el recubrimiento. Se brinda tranquilidad, sabiendo que sus piezas de metal permanecerán seguras. Son posibles periodos prolongados con un mantenimiento mínimo.

Aplicaciones e Industrias que Utilizan el Recubrimiento en Polvo sobre Metal

Aplicaciones de Recubrimiento en Polvo
Desde la industria automotriz hasta muebles y accesorios, muchas industrias utilizan este proceso como parte de sus procesos de producción o para reparaciones.

1. Automotriz

El recubrimiento en polvo crea un acabado duradero que puede resistir condiciones climáticas adversas y la corrosión.
Los automóviles, autobuses, camiones y motocicletas se benefician de esta tecnología para protegerlos contra el óxido u otros desgastes causados por elementos exteriores.
Los motores y los sistemas de escape también han sido recubiertos con polvos para mejorar su longevidad sin comprometer el estilo. Los cubre motores pintados creativamente son solo un ejemplo.

2. Arquitectura y Construcción

Las industrias arquitectónicas, de ingeniería y construcción requieren superficies confiables con propiedades duraderas. Las superficies deben ser confiables para resistir los elementos durante años sin desvanecerse o corroerse con el tiempo.
Los metales recubiertos en polvo, como las rejas de hierro forjado, progresan un fuerte valor estético cuando se utilizan para barandas de escaleras y balcones. El recubrimiento en polvo sobre metal beneficia principalmente las aplicaciones exteriores.
El aluminio es la opción principal, siendo un material duradero y liviano perfecto para fachadas. Además, los marcos de aluminio con recubrimiento en polvo se utilizaron en la construcción de rascacielos modernos, mostrando un matrimonio perfecto entre estética y rendimiento.

3. Muebles y Accesorios

Las técnicas de recubrimiento en polvo sobre metal se utilizan comúnmente para muebles. Ejemplos incluyen decoración exterior o de jardín como bancos y juegos de patio. Piezas decorativas interiores también pueden ser acentuadas utilizando esta técnica, como pantallas de lámparas.
Ofreciendo una libertad incomparable a los diseñadores, estos polvos permiten acabados personalizados creativos sin interferir con la calidad, lo que resulta en resultados estéticamente agradables y duraderos.

4. Productos de Consumo

La tecnología puede aplicarse a bienes de consumo como accesorios, juguetes o equipos deportivos. Las superficies metálicas a menudo requieren un recubrimiento protector contra los elementos para ayudarles a durar más, y sus resultados atractivos han aumentado las ventas para muchas pequeñas empresas.
Los consumidores, al igual que los muebles, pueden beneficiarse de los polvos ya que son herramientas perfectas para acabados personalizados audaces, lo que ayuda a resaltar el diseño único y el carácter de cualquier producto.

Resolución de Problemas de Recubrimiento en Polvo Comunes!

Si bien el recubrimiento en polvo puede producir un acabado atractivo y duradero en productos metálicos u otros artículos, NO es un proceso infalible.
La resolución de problemas e identificación de problemas que pueden surgir durante el proceso avanzado de acabado es fundamental para lograr resultados de calidad. ¡Aquí hay algunos consejos sobre cómo resolver problemas comunes de recubrimiento en polvo!

Identificar el Problema:

Pueden ocurrir problemas de adherencia de la imprimación o inconsistencias en la apariencia del producto final.
Identificar el tipo de problema con el que está lidiando es crucial, ya que los problemas pueden variar significativamente debido a la diversa gama de productos y procesos de recubrimiento en polvo disponibles.

Evaluar la Causa del Problema:

Identificar el problema, como la mala adherencia o problemas de brillo. Diagnosticar la causa del problema para resolverlo con precisión es el siguiente paso, lo que implica examinar cada etapa dentro del proceso de producción.
Considere técnicas de preparación, polvos utilizados, combinaciones incompatibles, temperaturas de curado y tiempos. Elimine variables hasta encontrar una posible fuente que pueda atribuirse a la falla.

Inspeccionar el Equipo:

Las fuentes comunes de problemas pueden residir en equipos defectuosos o una configuración inadecuada. Por ejemplo, un equipo que no funciona a pleno rendimiento se debe a ajustes inadecuados con configuraciones de gatillo incorrectas y patrones de pulverización erróneos.
Asegúrese de que todos los componentes involucrados en el recubrimiento en polvo, incluidas pistolas, filtros y tuberías, se revisen regularmente. Manténgalos limpios para un funcionamiento óptimo.

Verificar el Proceso de Recubrimiento en Polvo:

Considere el tipo de metal con el que está trabajando, la imprimación y los materiales aplicados antes del recubrimiento en polvo, y cómo interactuaron los procesos.
Realizando una serie de análisis, se pueden determinar problemas de compatibilidad entre productos crudos o contaminación causada por equipos mal limpiados usados para varios proyectos.

Revisar el Material de Recubrimiento en Polvo:

Pueden ocurrir errores en el proceso de coloración debido a una selección incorrecta de la gama de tonos disponibles o un almacenamiento inadecuado del pigmento seleccionado.
Asegúrese de que su recubrimiento en polvo se mantenga en condiciones climáticas adecuadas y evite mezclar diferentes tonos a menos que sea solicitado específicamente.

Examinar la Técnica de Aplicación de Recubrimiento en Polvo:

Las técnicas de aplicación incorrectas pueden causar problemas notables con la apariencia o funcionalidad del producto terminado.
Preste especial atención cuando la uniformidad en el acabado es parte de las especificaciones. Asegúrese de que los caminos de pulverización sean consistentes en toda la producción. Verifique la superposición, la cobertura de polvo y el grosor del film para validar la finalización adecuada.

Verificar el Proceso de Curado:

El curado puede verse como un paso adicional, sin embargo, no debe convertirse en una fuente de problemas. Asegúrese de que todas las piezas se manejen correctamente antes de ser llevadas al horno durante su tiempo requerido a niveles de temperatura adecuados, preferiblemente por encima de 350F (176C).
Las temperaturas o tiempos por debajo de las recomendaciones pueden resultar en mala adherencia después de que ha transcurrido el período de enfriamiento.

Implementar Soluciones y Medidas Preventivas:

Tener estrategias para evitar los mismos problemas en el futuro es esencial, ya que ayuda a prevenir contratiempos o problemas adicionales.
Monitoree continuamente cada etapa del proceso de reducción y mantenga la documentación de cualquier problema notable y soluciones.
Estos enfoques garantizan resultados óptimos y pueden ayudar a compensar los costos de mantenimiento. Evalúe y perfeccione regularmente sus estrategias para mantener la más alta calidad en sus proyectos de recubrimiento en polvo.

Conclusión

Hemos discutido los fundamentos del recubrimiento en polvo sobre metal, y hemos cubierto los pasos importantes, ventajas y aplicaciones industriales. En resumen, la selección y las técnicas de aplicación adecuadas son esenciales. Los procesos de curado son integrales para crear un acabado exitoso.
No hace falta decir que estos acabados cumplen con las especificaciones de funcionalidad y estética deseadas. Comprender los problemas comunes experimentados durante este proceso puede ayudar a resolver cualquier problema que surja. ¡Utilice el recubrimiento en polvo para su próximo proyecto!
En KDMFab, nos especializamos en la producción de productos metálicos de calidad. Proporcionamos recubrimiento en polvo para acabados superiores. Nuestro equipo avanzado y experto puede producir una variedad de opciones.
Lo alentamos a explorar el potencial de los recubrimientos en polvo sobre metales. Contáctenos hoy para más información. Permita que ayudemos a revolucionar su próximo proyecto de acabado.

Scroll to Top